Once, la virtud de la sencillez

p01gzzjd

¿Puede una banda sonora guiar toda una película? Está claro que en los musicales debería ser así, ya que esa es su premisa básica, pero estas películas cuentan una historia y se limitan a cantar lo que sucede. La música no es la protagonista, sino que es una excusa para conectar mejor con el espectador y darle dinamismo a lo que ocurre en la pantalla. En el caso de los biopics sobre músicos famosos –Ray (2004), Walk the Line (2005)- o de grupos enteros –Straight Outta Compton (2015), The Doors (1991)- las canciones suelen ser un pequeño guiño para el fan incondicional o bien un recurso narrativo para situar la historia en un espacio temporal concreto. La música es una mera guía de lo que sucede en la película.

Sigue leyendo

Anuncios

‘Me, Earl and the Dying Girl’: Independientemente sobrecogedora

3315066

¡Hola cine independiente! ¡Hola Dr. Nick!

Para quien no sepa qué es exactamente el cine independiente, os lo explicaré. Este tipo de cine no hace referencia a las producciones de origen catalán o vasco. Tampoco son las películas hechas por personas valientes que no necesitan a nadie más que a sí mismos para superar sus problemas. Ni tampoco son películas hechas por treintañeros (ahora, ya cuarentañeros) que deciden lanzarse a la aventura y emanciparse. El cine independiente hace referencia a las producciones que se realizan al margen de los tipos de producción convencionales. Es decir, ningún gran estudio de producción (véase Warner Bros., 20Th century Fox…) está detrás de la elaboración de la película, ni tampoco un productor poderoso afiliado al gremio (actores o directores que deciden emprenderse en nuevos proyectos produciendo obras ajenas).

Sigue leyendo